jueves, 2 de octubre de 2014

Ambientación de un triclinium romano

       Unas clinae romanas en madera maciza teñida y encerada, junto a un lampadario de bronce, pendiente de terminar con lucernas triples colgantes, una mesa redonda con patas de bronce de estilo pompeyano, unas piezas de terra sigillata.... junto a un fantástico mosaico de época romana republicana, con una cenefa clásica siciliota bordeada de círculos concéntricos de sabor indígena. es la ambientación del triclinium de la Casa de la Fortuna de Cartagena. para completar el conjunto he recurrido al trabajo de varios artesanos, y el resultado creo que ha quedado muy didáctico, sobrio y atractivo para el visitante.
Triclinium de la Casa de la Fortuna de Cartagena. Recreación de ambientes in situ.
Otra perspectiva del triclinium.

       Vale la pena la visita a este enclave arqueológico en pleno centro de Cartagena, que continúa deparando sorpresas, actualmente en el Barrio del Foro, donde la calidad de preservación de las pinturas murales es excepcional.
Fragmento de pintura mural romana figurativa, en este caso representación de un cisne. Casa de la Fortuna de Cartagena.
La visita a Cartagena tiene grandes atractivos para los amantes de la arqueología, pues cuenta con dos excelentes Museos, el reabierto Arqueológico y el ARQUA, de carácter muy didáctico y excelente para excursiones escolares por su planteamiento. La visita al Teatro romano es un buen complemento para disfrutar.
Lápida funeraria romana en el Museo Arqueológico de Cartagena.
Extraordinaria representación de la coroplastia de Cartagho Nova en el Museo Arqueológico de Cartagena